Semana 15 de tu embarazo

semana_15

Tu bebé:

En este momento mide aproximadamente 12 centímetros y su peso es de entre 45 y 50 gramos. Como puedes notar, el aumento de peso es significativo respecto a la semana anterior. Ahora los movimientos de tu bebé son más significativos y se van fortaleciendo los músculos, esto en mayor medida en las extremidades inferiores, donde sus huesos también son más fuertes. Su cuello ha crecido y es más funcional pero aún no termina de crecer.

El lanugo que apareció hace un par de semanas ya cubre la mayor parte del cuerpo, aparece el reflejo de succión, y se chupa el dedo, dicho reflejo es de vital importancia pues permitirá que tu bebé pueda alimentarse. Se forman las cuerdas vocales, esto le permitirá a tu bebé pronunciar sus primeras palabras.

La piel comienza a engrosar poco a poco y se dejan de observar los vasos sanguíneos, que eran notorios hasta este momento. El cabello y las cejas continúan desarrollándose y van adoptando el color que heredaron genéticamente. Los ojos y orejas aún no están en su posición definitiva, pero no tardarán mucho en llegar a ella.

Tú:

Tu aumento de peso, hasta este momento, no deberá ser mayor de tres kilos. Aún así, puedes ir pensando en cambiar tu guardarropa. Algunas mujeres pueden llegar a sufrir de rinitis, que es una inflamación de la mucosa de la nariz, y puede impedirte respirar con normalidad. Si es tu caso, recuerda no tomar ningún fármaco sin el consentimiento de tu médico, pues podría llegar a afectar el desarrollo de tu bebé. Cuando se inicia el segundo trimestre del embarazo, también aparecen nuevos síntomas como los olvidos y algunos descuidos, pues la concentración disminuye; esto se debe a los cambios orgánicos y psíquicos que se producen a causa del embarazo.

También hacen su aparición lunares o manchas en la piel, por el aumento de melanina durante el embarazo. No olvides seguir cuidando tu alimentación y realizar ejercicios moderados, para fortalecer tu organismo, llegado el momento del parto.

Aún no hay comentarios

Dejar tu comentario