Parto o cesárea

¿Cuál es la recomendación del médico?

En principio el médico apuesta por el parto natural pero luego se le aparece esa persona esencial llamada madre que pide una cesárea.

Claro, son muchas las mujeres que prefieren esta metodología con tal de evitar las molestas contracciones y el proceso que involucra un parto natural.

Lo cierto es que hay una gran controversia en torno al tipo de parto pues incluso se dice que en los últimos años han aumentado las cesáreas porque algunos médicos aprovechan la oportunidad para cobrar más por sus servicios.

Mito o realidad lo cierto es que ambos procesos tienen sus pro y sus contras. En el caso de la cesárea no debemos olvidar que se trata de un procedimiento quirúrgico e implica anestesia con lo cual siempre aumenta el riesgo.

También hay mayor sangrado y una mayor tendencia a tener infecciones. Por otra parte algunos estudios revelan que este método genera un menor trauma obstétrico.

En cuanto al parto, los médicos afirman que hay menos complicaciones respiratorias en el bebé pues termina de eliminar líquidos de sus pulmones en su paso por el canal del parto. El problema para la madre es que puede manifestar prolapso, incontinencia o sufrir un desgarro en el caso de un bebé grande.

Sin embargo aunque se planifiquen las cosas, en realidad son muchos factores, ajenos a sus deseos u opiniones, los que determinan cuál es la opción adecuada para traer a su hijo al mundo. Su salud, la de su bebé y la posición que el feto tenga para el final de la gestación, son sólo algunas de las variables que escapan a su control.

Tómeselo con calma. La cesárea es recomendada cuando: hay dolencias en la madre como deficiencia cardíaca, infección de herpes, preclampsia severa, etc, enfermedad en el bebé como por ejemplo espina bífida, problemas de estructura pélvica, hemorragia de placenta, proceso de parto lento, sufrimiento fetal o alumbramiento múltiple.

Sabiendo que su embarazo no ha presentado ninguna anomalía, usted no podrá predecir la forma de venir al mundo de su hijo. Una cesárea es cirugía mayor, con riesgos asociados y sólo debe realizarse cuando la salud de la madre o del bebé corren peligro.

No debe recurrirse a esta opción por conveniencia del médico o de los padres. Asimismo, inducir el parto no debe ser una elección hecha en función de la comodidad, sino de la salud.

Vale la pena destacar la importancia de los cursos prenatales, pues los conocimientos adquiridos en ellos son muy valiosos para ambos procesos.

1 Comment
  1. mi pregunta es yo ya tuve una cesaría hace 13 años pero voy por mi segundo hijo y me dice mi medico que este bb sera de igual forma pero mi deseo mas grande es tenerlo natural. Pero como saber en ciencia cierta si es cesaría o natural.???

Dejar tu comentario