Fiestas de Varicela ¿Qué tan buenas son para tus hijos?

Esta nueva tendencia está en auge en diversos foros para mamás, ocasionando intriga e inclusive miedo. Los amigos, conocidos y familiares te recomiendan asistir, ya que entre más pequeño esté tu bebé, las consecuencias de la enfermedad serán menores, pero ¿Cuál es la opinión de los expertos? ¿Qué riesgos tiene asistir? ¿Existe alguna ventaja? Aquí te contamos todo.

¿Qué son las fiestas de Varicela?

Son reuniones en casa del pequeño que contrajo varicela, a la que asisten otros niños de edad preescolar o hasta los 5 años, para contraer la enfermedad. La idea es exponerlos a edades tempranas para que los síntomas que genera el virus, no causen tantas molestias y posteriormente se vuelvan inmunes.

Pros de asistir a las fiestas de Varicela

La varicela es un virus que se contagia al estar en contacto con niños infectados, la tos y hasta compartir el mismo aire. El exponer a tu bebé a un entorno infectado, aumenta las posibilidades de que se infecte pronto y con ello habrá mayor posibilidad de que supere el virus más rápido. La varicela en la edad adulta causa más dolor, comezón, irritación e incluso consecuencias más graves como neumonía e inflamación de cerebro.

Contras de las fiestas de varicela

El error más grave que cometen algunos padres es llevar a los pequeños a dichas fiestas sin haberlos vacunado contra la enfermedad. Lo aconsejable es que el niño tenga la vacuna, de esta manera, el ataque de la infección no será tan agresivo. De exponer al niño sin vacuna, la enfermedad puede representar un riesgo casi mortal para tu pequeño.

¿Qué recomiendan los especialistas?

La doctora Elisa Gaona, pediatra y gastropediatra del Hospital Infantil de México Federico Gómez, comenta que las fiestas de Varicela aumentan los riesgos de desarrollar complicaciones durante la enfermedad como lo son neumonitis (inflamación de los pulmones), encefalitis (inflamación en el cerebro) y una mayor cantidad de ronchas.

También recalca que la única forma de reducir los riesgos de enfrentar complicaciones “más no de evitar la enfermedad” es con la aplicación oportuna de la vacuna. Lo recomendable es aplicarla durante el primer año de edad con refuerzo tres meses después de la inyección inicial.

Lo importante ante cada situación es estar bien informados y con base a esto, formar nuestro propio criterio. La decisión final depende de cada padre, quienes siempre tomarán en cuenta el bienestar de sus pequeños.

¿Y tú dejarías asistir a tu hijo a alguna Fiesta de Varicela? Compártenos tu experiencia.

Aún no hay comentarios

Dejar tu comentario