El mejor momento para hacer el amor

Puedes hacer el amor cuando lo apetezcas.

En realidad puedes hacer el amor cuando lo apetezcas, no hay límite de tiempo en ello, siempre y cuando evites malabares y posturas no recomendables, además de seguir las indicaciones médicas si las hay para su restricción, mesura o prohibición.

Una relación sexual puede ser muy sana e, incluso, ayudar a la zona pélvica a mantenerse elástica y fuerte, además de los beneficios que aporta a la relación en sí misma, pues se fortalecen los vínculos con tu pareja.

Desde el punto de vista físico, no hay razones para evitar una relación sexual, salvo las psicológicas provenientes en muchas ocasiones de la falta de conocimiento. El sexo se puede prolongar hasta antes del parto, y puede hacerte más feliz, pues compartes estos momentos con tu pareja, quien también ha de beneficiarse, pues habrá de soportar mejor las tensiones que la paternidad lleva consigo.

En un embarazo de poco riesgo, los espasmos uterinos que podrías experimentar con los orgasmos no implican ningún problema, y más bien pueden ayudar a preparar el útero para lo que viene durante el parto.

Algunos de los mitos sobre el tener relaciones sexuales durante el embarazo se relacionan con la idea de que se puede crear una infección y causar daño al bebé. La infección es imposible porque el cuello del útero está bloqueado por una mucosidad que impide el ascenso de infecciones al útero. Asimismo, el bebé está encerrado en una bolsa (saco amniótico), que resiste una rotura, incluso bajo una presión importante, amortiguando contra fuerzas externas.

Evita practicar posturas difíciles porque pueden causar inflamaciones y lesiones. Tu embarazo deberá estar libre de incomodidades.

Aún no hay comentarios

Dejar tu comentario